Fecha actual 03 Ago 2021 23:46




Responder al tema  [ 6 mensajes ] 
 Combate Naval de Cinosema IX o X del año 411 a. C. 
Autor Mensaje
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje Combate Naval de Cinosema IX o X del año 411 a. C.
'


Combate Naval de Cinosema.



El nombre provine del griego <<tumba del perro>> de <<kinos>> “del perro”, y <<sema>>, “tumba”. En un promontorio del Quersoneso de Tracia, cerca de Mádito, así llamado por suponerse que en él, se hallaba el sepulcro de Hécuba, transformada en perro, según la mitología griega.



Este combate tuvo lugar a finales de septiembre del año 411 a. C., entre los espartanos y los atenienses.



En el verano de este año y después de la pausa que se produjo por los acontecimientos políticos en Atenas, se retorno a la actividad bélica, que mantenían en el momento las dos potencias, que como siempre que hay dos, por una u otra razón estalla la guerra.



En Jonia y en el Helesponto, habían ni más ni menos que siete divisiones navales, entre armadas, escuadra y destacamentos, todas ella en estado de guerra, y por lo tanto vigilándose mutuamente.



Por una parte la gran escuadra fenicia compuesta de ciento cuarenta y siete trirremes, fondeada en Pamfilia. Mientras que los atenienses, mantenían al grueso de su escuadra, al mando del estratega Trasilos, y compuesta por unas cincuenta y cinco trirremes, que estaba al ancla en Samos, y una escuadra de dieciocho trirremes, también fondeada en Sestos, aparte, de mantener a un división de una docena de trirremes, a las ordenes del estratega Trasíbulo, que se había separado por un tiempo de la escuadra principal, permaneciendo en Lesbos.



Por parte de los peloponesios tenían además una división de ocho trirremes en Bizancio, otra de dieciséis fondeada en Abidos y el grueso de la escuadra, al mando del nuevo almirante Míndaros, que había sustituido a Astiocos en el mes de agosto, compuesta por otras setenta trirremes, que estaban al ancla en Mileto.

.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:44
Perfil Email WWW
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje 
'


El recién nombrado almirante peloponesio, inició gestiones en sátrapa de Jonia, Tisafernes, con el fin de conseguir el apoyo de la armada de los fenicios; pero, el sátrapa, fue presionado también por los atenienses, por lo que al verse entre dos fuegos, decidió permanecer por el momento mantenerse como neutral, así dio la orden a su escuadra fenicia, de que regresara a su satrapía de origen, dando como pretexto que el número de sus trirremes, no era el fijado por el gran rey.



Cuando conoció la decisión, Mindaros, decidió cambiar de lugar y proseguir la búsqueda de aliados y abandonado a Tisafernes, se puso en dirección a la Jonia en el Helesponto, donde intentó conseguir el apoyo del sátrapa Farnabazo.



En un día del mes de septiembre, partió Míndaros de la bahía de Mileto con una escuadra de setenta y tres trirremes, poniendo rumbo a la costa del sur de Samos, que no estaba vigilada por Trasilos, quien con sus cincuenta y cinco trirremes, estaba a la espera de que pasase por la dicha isla y salirle al encuentro.



El lograr despistar a los informadores, no le dio ninguna importancia a la escuadra ateniense que permanecía en Lesbos; pero de pronto se gesto una fuerte tempestad, la cual obligó a Míndaros a buscar refugio para su escuadra, logrando realizar una recalada en la isla de Ícaros, donde se mantuvo durante cinco o seis día allí refugiado.



Esta circunstancia e informado Trasilos del paso de su enemigo, éste dio orden de seguir a la escuadra a toda fuerza de viento y brazo, con la intención de alcanzarlos, pero no lo logró antes de llegar a Quíos, donde fondeó, para reponerse de provisiones y de dinero.



Trasilos, se cercioró de que su enemigo permanecía en Quíos, por lo que se dirigió a Lesbos, logrando unirse a su compañero Trasíbulo, reuniendo así una escuadra de sesenta y siete trirremes, con las que pensaba, eran fuerza suficiente para cerrar el paso a Míndaros por los estrechos.


.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:46
Perfil Email WWW
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje 
'


Pero surge una necesidad imperiosa, y es que se subleva contra la metrópoli la ciudad de Eresus, en la isla de Lesbos, por lo que se dirigieron a aplastar la sublevación, dejando a unas cuantas trirremes en misión de vigilancia del canal entre Lesbos y el continente; un tiempo precioso que se vieron obligados a perder los estrategas.



Al llegar a conocimiento de Míndaros, este problema de sus enemigos, se decide a aprovechar la ocasión y ordena partir inmediatamente de Quíos, al mando de toda su escuadra, haciendo la derrota muy pegado a tierra; dobla el promontorio de Mine, y se dirige hacía Focea, y a partir de aquí, con grandes precauciones y manteniendo su cercanía a la costa, tratando de evitar el ser descubierto por los vasos atenienses de descubierta, logra llegar detrás de las islas Arginusas, realizando todo este trayecto en un solo día, además de haberla realizado a fuerza de remos, pero que no causo ninguna alteración en sus bien entrenadas tripulaciones.



Es más aún les pidió más, pues antes de amanecer el día siguiente, se adentró en el canal, navegando en dirección norte, pero ya estando libre del peligro de ser descubierto, y a media noche, después de un esfuerzo terrible de sus dotaciones, se adelantó en el Helesponto, tirando las anclas de toda su escuadra en Sigeum, Roetum y otros puertos aliados.



La escuadra la escuadra con este movimiento, había recorrido unos doscientos ochenta kilómetros, en dos días y ahora estaba con posibilidades de amenazar seriamente, a la pequeña escuadra de dieciocho trirremes, que los atenienses tenían destacada en Sestos, lo que le permitía atacarla y vencerla antes de que los atenienses pudieran mandar en su auxilio, el resto de su escuadra.



Pero lo que no sabía Míndaros, es que sí había sido visto por los vasos exploradores y estos advertido a su escuadra del peligro, por lo que esa misma noche se habían hecho a la mar silenciosamente desde la bahía de Sestos y rozando la costa noroeste del estrecho, con rumbo sur, con la intención de escapar del acoso de la gran escuadra enemiga, que se encontraba en la salida de la bahía.


.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:46
Perfil Email WWW
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje 
'



Al amanecer, estaban pasando frente al fondeadero de la escuadra de Míndaros, en Roetum, por lo que fueron vistas por los peloponesios, que inmediatamente se organizaron y pusieron en su persecución, llegando a alcanzar a la retaguardia y capturar a cuatro de las trirremes atenienses, antes de que el resto lograse entrar y refugiarse en Imbros.



Pero Míndaros en la persecución perdió a dos de sus naves, por lo que regresa a Helesponto, lanzando las anclas en Eleonte, al llegar se encuentra con Abidos, que al mando de dieciséis trirremes se le une, con lo que la escuadra ahora dispone de ochenta y seis vasos, por lo que se convierte en señor del estrecho, cuya posición impedía a los atenienses su libre paso y significaba un grave problema para Atenas, además había que sumar, que recientemente había perdido la isla de Eubea, lo que obligaba a el Ática a depender exclusivamente de su comercio con el mar Negro, para llevar los alimentos y provisiones a su numerosa población.



Enterados los estrategas, se hacen a la mar, ordenando forzar su marcha, para evitar pérdidas de tiempo, llegan a Eleus, que está situado casi en el extremo de la península de Quersoneso (actual Gallípoli), habiendo realizado la captura de las dos trirremes extraviadas por Míndaros.



En este puerto se les unen, las catorce que habían salido ilesas del anterior encuentro, con lo que reúnen una escuadra de setenta y seis navíos, mientras a Mindaros se le habían a su vez unido otras dos, con lo que volvía sumar ochenta y ocho, y estos fondean en Abidos, a unos treinta y seis kilómetros de distancia de donde estaban los atenienses, y al otro lado del estrecho brazo de mar.



Los estrategas, son conscientes de su inferioridad numérica, pero se ven obligados a forzar el paso de los estrechos, ya no por las razones apuntadas de falta de abastecimiento, sino porque también se acaba de producir una sublevación en Cízico y temen que si no se esfuerzan, se extienda la sublevación a otras colonias de la metrópoli ateniense.


.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:47
Perfil Email WWW
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje 
'



Aún así permanecen cinco días anclados, tiempo utilizado en prepararse para el decisivo combate y en el amanecer del sexto día las setenta y seis trirremes se lanzan en dirección al estrecho en línea de fila, yendo muy pegadas a la costa y contorneándola, en dirección a Sestos.



Le llega la información del movimiento de los atenienses a Míndaros, por lo que se pone en marcha inmediatamente con su escuadra de ochenta y ocho trirremes, pero avanzando en dirección sur y contorneando la costa de asía.



Al encontrarse las dos escuadras y estando, ya en paralelo la una de la otra, mandaron sus respectivos jefes, la maniobra de aproximación con la línea y se fueron disponiendo para el combate.



La posición de Trasilos, fue que se quedo a vanguardia con la virada de los buques, cuando ya había rebasado el promontorio de Cinosema, por lo que quedaba muy separado del resto de su escuadra, incluso fuera de su vista y frente al ala derecha de la escuadra de Míndaros, que estaba compuesta por los vasos siracusanos, por lo que se entabló un combate, como si fuera aparte del encuentro general.



Mientras, el almirante espartano, que tenía la ventaja del número y con la corriente a su favor, ordenó maniobrar para desbordar el ala derecha de los atenienses, con el efecto de cortar la retirada de ellos hacía el mar abierto, además destino sus mejores vasos que, forzando remos adelantasen por el sur, con el fin de llevar a buen termino esta maniobra de envolvimiento.



Trasíbulo vio inmediatamente el peligro, que la maniobra suponía para sus vasos y decidió, con la insuperable pericia de sus timoneles y ayudados por los tripulantes, y el sobre esfuerzo de los remeros, logró llegar a tiempo y parar de golpe el avance de su propia escuadra de retaguardia, obligándoles a virar sus vasos, continuó forzando remos aguas a bajo de la corriente, con lo que hizo fracasar el intento de Míndaros.


.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:48
Perfil Email WWW
Intendente General
Intendente General

Registrado: 26 Jul 2006 18:05
Mensajes: 31669
Ubicación: A la vista del Mar Mediterráneo. De guardia en el Alcázar y vigilando la escala Real.
Nuevo mensaje 
'



Pero con esta acción el ateniense alargó considerablemente su línea por la derecha, dejando casi descubierto su centro, momento que aprovechó Mindaros, para realizar un ataque frontal sobre la escuadra ateniense, lo hizo con tal ímpetu, que logró arrojar contra la costa a muchos de sus vasos, donde por efecto de las rocas, quedaron desbaratados, y otros encallaron.



Trasíbulo, que en esos momentos estaba en el extremo sur de la línea, se apercibe del desorden de su centro y en medio del confuso combate a que su movimiento a dado lugar, entonces decide, hacer virar a sus vasos y en perfecta formación cerrada, embiste desde el sur al ala peloponesia enemiga, logrando desorganizarla y arrollarla, pero no se queda con eso, pues viendo ya ganado el combate, continua su marcha, cogiendo desprevenidos a los vasos del centro que ya cantaban victoria, lo cuales tampoco logran parar su temible embestida y viendo lo irresistible de su progresión, algunos comienzan a darse a la huida, con rumbo a Abidos, otros doblaron el promontorio de Cinosema, que al hacerlo se encontraron retrocediendo a sus compañeros siracusanos, que estaban siendo arrollados poco a poco, y con gran esfuerzo por Trasilos y que al apercibirse de su total derrota, comienzan a huir con mucha fuerza de remos, logrando refugiarse parte de ellos, en la desembocadura del río Meidius y mientras el resto lo hace en Abidos.



Por lo que el combate quedó por los atenienses, que a pesar del destrozo de quince de sus vasos, sus enemigos perdieron veintiuno.



Además este triunfo, conseguía dejar los estrechos libres de navegación y por lo tanto del aprovisionamiento de Atenas, pero el final fue, que a los cuatro días del gran combate naval, pudieron dirigirse a Cízico recuperando a la ciudad.






Citar:
Bibliografía:

Enciclopedia General del Mar. Garriga. 1957. por Ángel Dotor.

Más otras obras consultadas, entre ellas la Espasa.



.

_________________
Si ignoras lo que pasó antes de que nacieras, siempre serás un niño. Marco Tulio Cicerón.


Hay criterios cerrados, de ásperas molleras, con los cuales es inútil argumentar. Miguel de Cervantes Saavedra.


Cuando soplan vientos de cambio, unos construyen muros, otros, molinos.

Sorpresa y Concentración.


Imagen


22 Nov 2006 10:50
Perfil Email WWW
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Responder al tema   [ 6 mensajes ] 

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Saltar a:  
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group.
Designed by STSoftware for PTF.
Licencia de Creative Commons
foro.todoavante.es by Todoavante is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 3.0 Unported License.
Based on a work at foro.todoavante.es.
Permissions beyond the scope of this license may be available at creativecommons.org.

Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com